Planet Ubuntu
Subscribe to Planet Ubuntu feed
Planet Ubuntu - http://planet.ubuntu.com/
Updated: 5 hours 30 min ago

The Fridge: Ubuntu Weekly Newsletter Issue 362

Mon, 2014-04-07 21:42

Welcome to the Ubuntu Weekly Newsletter. This is issue #362 for the week March 31 – April 6, 2014, and the full version is available here.

In this issue we cover:

The issue of The Ubuntu Weekly Newsletter is brought to you by:

  • Elizabeth Krumbach Joseph
  • Paul White
  • David Morfin
  • Emily Gonyer
  • And many others

If you have a story idea for the Weekly Newsletter, join the Ubuntu News Team mailing list and submit it. Ideas can also be added to the wiki!

Except where otherwise noted, content in this issue is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 License BY SA Creative Commons License

Michael Zanetti: WhereTheIssAt redone

Mon, 2014-04-07 16:51

A couple of weeks back, I did a talk about how extend your QML application with a Qt/C++ plugin for the Ubuntu App Developer Week. The focus of this talk was really on how to write the QML and C++ code to make it work and I didn’t really get into the build system. As that was a live example I took – what I thought was – the shortest path to get something that compiles the plugin and I just created a new project with the UbuntuSDK picking one of the old style templates. That created a qmake project, and I just hooked that up to the Ubuntu QML app template somehow.

Today however, our master of the SDK (namely Zoltan) told me that there is a much easier way already which also provides seamless integration with the rest of the Ubuntu tools like click packaging and directly running it on the phone. Apparently that would have been available already back then, but I missed it. So in order to avoid other people missing out on this too I’ve updated the WhereTheIssAt example to use that template.

Here’s a quick walk through:

With the latest SDK, create a new project and select “Ubuntu -> QML Extension Library + Tabbed UI”

Once you’ve got that ready, you can jump straight into adding the Qt/C++ code. What I did is to drop the “mytype.cpp” and readd the “iss.cpp” from the previous project. Obviously that involves a small change in the backend.cpp, replacing “MyType” with “Iss”, but that’s it. A quick copy/paste of the wheretheissat.qml file replacing the generated TabbedUi sample code later, the project was again ready to run:

The biggest advantage (besides you not having to fiddle with multiple project files) is that it gives you click packaging for free. This is another big step for the SDK and makes it much easier to extent your QML app with Qt/C++ code.

I’ve pushed the code again here http://bazaar.launchpad.net/~mzanetti/+junk/wheretheissat/files

Happy hacking!

Costales: Entrevista: Migración de un colegio desde Windows XP a Ubuntu

Mon, 2014-04-07 14:23

El fin del soporte de Windows XP pone en una auténtica encrucijada a cientos de instituciones educativas y sus sistemas informáticos. Ubuntu es el cambio que la educación de vanguardia necesita.

Fernando Lanero, para quienes no lo conozcáis, es profesor y responsable TIC del colegio de los Agustinos en León (España). Un activista de software libre enredado en la migración de un colegio con 1200 alumnos al sistema operativo Ubuntu.

Fernando & Costales este fin de semana
 Voy a charlar con él en persona y que nos cuente de primera mano cómo está siendo esta eXPeriencia tan interesante por entrar en juego muchos factores.

Costales: Hola Fernando, ¿Qué tal? ¿Nos cuentas cómo comenzaste en el mundillo de la informática y cuándo nace tu concienciación por el software libre y más particularmente por Ubuntu?

Fernando: ¡Hola! Buenos días. Pues verás, en el apasionante mundo de la informática empecé con un ordenador 8086 que me compraron mis padres en 8º de EGB por haber aprobado todas las asignaturas. Era un Olivetti que debía tener 16KB de RAM, un disco duro de 20MB, pantalla de fósforo verde y venía con MS-DOS que al mes me lo cargué sin querer (del *.* en el directorio raíz. Ya sabes). De aquella tenía amigos con ordenadores y de ahí me vino la afición, así que imagínate con qué empecé a echar horas y horas.
Y en el software libre empecé en 1997 o 1998. Años en los que hubo un boom de Linux, con una gran cantidad de revistas que incluían un CD con distribuciones. Ahí ya tenía un Pentium a 120Mhz. La experiencia de las instalaciones fue un desastre total, yo todavía estaba en el instituto, no había Internet y lo que podías hacer era leer y releer la revista e intentar sacar algo en claro de todo aquello. Introduciendo comandos y aunque yo venía de MS-DOS, fue un desastre absoluto. Al final sí que conseguí instalar alguna, que ya no te sabría decir ni cuál fué. Probablemente Slackware o Fedora.
Luego lo abandoné y volví al lado oscuro de Microsoft y su Windows 98. 10 años después, en torno al 2007, volví a Linux a través de Ubuntu, gracias a las buenas experiencias que me comentaba Ricardo Chao, profesor y compañero del colegio y gran amigo.

Costales: ¿Ya comenzásteis la migración?

Fernando: Aún no, vamos a esperar a la versión final de Ubuntu 14.04. Estamos haciendo pruebas, con las versiones alfas al principio y con las betas ahora.

Costales: ¿Qué sistema operativo estáis utilizando actualmente y por qué habéis decidido cambiarlo?

Fernando: En el colegio todos los ordenadores tienen ahora mismo Windows, el 90% está con Windows XP y los más nuevos con Windows 7. Con Windows 8, el del Director porque es el último que se compró. El motivo de utilizar este software no es otro que es el que venía preinstalado.

Costales: ¿De cuántos ordenadores estamos hablando y qué características tienen?

Fernando: Hay 2 ordenadores, que son los de la Secretaría, que no se van a migrar por motivos administrativos y sí que se migrarán los 98 ordenadores restantes. Realmente y bajo mi punto de vista, es un volumen muy considerable de máquinas tratándose de un entorno como la provincia de León, una capital pequeña sin grandes empresas de tecnología.

Costales: ¿En qué tareas se usan esos 98 ordenadores?

Fernando: Se usan para tareas docentes en aulas, para uso del profesorado en proyecciones de videos, uso de pizarras digitales, dibujo técnico, etc. Y luego hay 60 ordenadores repartidos entre el aula de informática e idiomas.

Costales: ¿Qué programas usáis ahora con los alumnos? ¿Tienes una idea estimada del coste que le supone al centro el uso de esos programas?

Fernando: El programa estrella es Microsoft Office, sin duda. Y de este software tenemos que renovar las licencias todos los años, como un arrendamiento. El coste anual de renovación de las Office ronda los 3.000€ - 4.000€ para todos los ordenadores.

Costales: ¿Crees que los alumnos pueden utilizar esos programas en sus casas pagando las licencias de los mismos?

Fernando: Ése es el problema. Ésa es la trampa del software privativo. En tus clases enseñas con el software que necesites para tu actividad docente. ¿Pero qué ocurre? Si enseñas al alumno a trabajar con un programa privativo, al chaval le estas enseñando a manejar ese programa, lo que estás haciendo es crear un usuario de ese programa para esa empresa (cliente potencial). La otra parte natural del proceso es que fomentas a piratear ese programa y por lo tanto, a saltarse la ley cuándo ésta no conviene (delincuente potencial). No hay alternativa posible a estas dos opciones con el software privativo.
Estás formando consumistas de una multinacional o piratas informáticos, enseñando a los alumnos a que se pueden saltar las leyes cuando éstas no convienen. Este es el mayor peligro. La gente se queja en España de la cultura de trampear o robar de nuestra sociedad. Y es lo que se hace en muchas escuelas, enseñar a trampear de manera indirecta a través del software privativo. Si por ejemplo, tú estás enseñando Photoshop, el centro tiene una licencia comprada, perfecto. Pero, ¿va el alumno a comprar ese programa para hacer sus deberes en casa? ¡Imposible! ¿Y qué ocurre entonces?, o se lo pasas bajo cuerda o animas a que lo descargue de una página con un crack. Ya estás creando delincuentes, porque estás incitándo a saltarse la ley.

Costales: ¿Has comprobado si existe software libre que pueda suplir el uso de los programas privativos que utilizais actualmente?

Fernando: Al 100%. Con Photoshop o MS Office cambias a Gimp o LibreOffice sin problema. También nos hemos empezado a poner en contacto con las editoriales. Ahora todos los libros de texto vienen con software de apoyo para las aulas digitales. Así trabajas con los alumnos en el aula de forma interactiva, sobre todo con los libros de idiomas, historia, en las enseñanzas de Infantil y Primaria. ¿Qué ocurre? Todas tienen software para Windows, pero ninguno para Linux. Al hablar con ellos, les comento que vamos a migrar a Linux y que si su software no funciona en Linux cambiaremos esos libros de texto por otros que nos lo pongan más sencillo o simplemente tengan software multiplataforma. O se ponen las pilas para que funcionen con Linux o vamos a buscar alternativas.

En clase

Costales: ¿Has detectado algún otro problema con el uso de Windows XP aparte del coste de las licencias?

Fernando: Sí, el mayor problema de la migración es la Administración de Castilla León. ¿Qué ocurre? La Junta firmó en el 2011 un acuerdo con Microsoft para usar su software durante 5 años (obviamente sin programa concursal de ningún tipo). Salió la noticia en los medios, vino la directora de Microsoft Iberia, hubo reunión con Bill Gates…
El problema del acuerdo es que todas las aplicaciones web que se desarrollen tienen que funcionar con software de Microsoft y son sólo accesibles con Internet Explorer. Lo cual es un grandísimo problema; es nuestro mayor inconveniente y el motivo por el que no migramos los 2 ordenadores de la Secretaría, porque es la única manera de comunicarnos con la Junta: a través de Internet Explorer el cual obviamente sólo funciona sobre sistemas Windows.

Costales: Cuando te planteaste la migración por quedarse obsoleto el Windows XP, supongo que barajaste la posibilidad de pasar al sistema operativo Windows 8. ¿Tuviste algún tipo de presión por parte del colegio o de la Junta para que, entre las diferentes alternativas posibles, te decantaras por Windows 8? ¿Valdría Windows 7?

Fernando: El proceso de migración se planteó a raíz de la publicación de la noticia de que Windows XP quedaba obsoleto y no recibiría más actualizaciones por parte de Microsoft. En el colegio el mayor problema a nivel de seguridad reside en el malware que se transmite a través de dispositivos de almacenamiento extraíble, porque la gente funciona básicamente con lápices USB para la transmisión de documentos, siendo un auténtico invernadero de virus. Hace unos años tuvimos un problema grave con un malware que se transmitía entre las memorias USB y se le coló al programa antivirus de nuestro colegio; fue una locura hasta que erradiqué todo aquello.
Presión no tuve, tuve mucha libertad y al preguntarme la dirección qué hacer ante el problema que se nos presentaba, les dije que con el XP no podíamos seguir. Mi primera opción fue cambiar a Windows 7 que funciona bien, dieron el visto bueno y pedimos presupuesto. La sorpresa fué que Windows 7 ya está descatalogado y Microsoft no provee ya licencias de ese software...

Costales: ¿Ya no lo puedes comprar?

Fernando: No lo puedes comprar, Windows 7 ya no se vende. Y obviamente pirata no lo puedes instalar por todo lo que he explicado anteriormente, además de las cuestiones legales.
Entonces preguntamos al proveedor por un presupuesto para el cambio a Windows 8, que se iba de madre completamente: Unos 12.000€ por cambiar todas las licencias, que supone la mitad del presupuesto del colegio para todo el curso. Eso es inasumible para un centro educativo. Y ese precio es una vez aplicado ya el descuento del 50% para educación.
Tampoco es adecuado para un entorno de enseñanza la interfaz de mosaicos que tiene Windows 8 con Metro. Interfaz con la que tú estás trabajando y te pone el tiempo en León, el horóscopo y las últimas noticias. Eso no tiene sentido dentro de un aula. Ví completamente inviable Windows 8 para la educación. No me parece útil.
Además los ordenadores no tienen la capacidad de correr fluidamente esa versión y sumando la actualización del hardware necesaria para migrar con éxito a nuevas versiones de Windows 8, el presupuesto podía subir tranquilamente a 25.000€. El colegio estaba dispuesto a pagarlo si no quedaba más remedio (nos encontrábamos en un callejón sin salida) y fue cuando les propuse cambiar a software libre.

Costales: ¿Cuánto cuesta una sola licencia de Windows 8 para un colegio? ¿Hay descuento?

Fernando: 120€ con el descuento del 50% para educación. Increíble.

Costales: Muchas administraciones en España apoyan y promocionan el software libre, ¿Conoces la posición de la Junta de Castilla León al respecto?

Fernando: La Junta apoya al software libre en un porcentaje del 0%. No quiere saber nada de este tema. Somos David contra dos Goliat: la Junta de Castilla y León y Microsoft.

Costales: ¿Qué otras alternativas te planteaste para la migración?

Fernando: Teniendo en cuenta el hardware, barajé Xubuntu y Lubuntu. Al publicar Canonical la primera alfa de Ubuntu 14.04, la probé en el ordenador más antiguo, Unity iba totalmente fluido y me decanté por instalar Ubuntu 14.04 en el resto.

Costales: ¿Cual es la mayor ventaja de usar Ubuntu en el colegio? ¿Por qué Ubuntu y no otras distros?

Fernando: La mayor ventaja es que en el colegio toda la comunidad asocia ya software libre a Ubuntu, todos conocen y oyeron hablar de Ubuntu en algún momento en éstos últimos años.
Otra gran ventaja es el soporte de drivers que provee Ubuntu. He probado muchas distribuciones y ninguna da un soporte tan amplio. En una centena de ordenadores con distinto hardware no puedes estar con problemas de si no funciona la tarjeta gráfica, la del audio, la conexión de red... Necesitamos una distribución que funcione al 100%. y a la primera en todos los ordenadores.

Fernando Lanero Barbero

Costales: ¿Algún problema concreto por escoger Ubuntu?

Fernando: Sí, la gente. La gente tiene reticencia a cambiar a Linux. Tiene reticencia a cualquier tipo de cambio. “¿Y esto que me va a suponer?”. Yo les respondo que no les supondrá nada, que van hacer todas sus tareas exactamente igual e incluso de forma más eficiente. La suite de ofimática LibreOffice sí puede dar algún problema porque todo el mundo funciona con Microsoft Office y al importar documentos de las últimas versiones se descolocan cosas y eso les vuelve locos. Pero tampoco me preocupa en exceso, ¡tienen buen soporte en el colegio!

Costales: ¿Cual será el coste económico de migrar a Ubuntu? ¿Tenéis pensado pagar soporte oficial de Canonical? ¿Por qué?

Fernando: Por ahora no pensamos pagar el soporte oficial, aunque puede ser una buena opción. El coste real es 0€, ya que lo vamos a instalar nosotros mismos.

Costales: 100 Ordenadores son muchos equipos. ¿Tendrán todos la misma configuración? ¿Cómo lo haréis?

Fernando: Vamos hacer una ISO específica para el colegio unificando ciertas cosas. Los que estén en la misma red los instalaremos por red y los que no, tendremos que ir uno por uno.

Costales: ¿Cuánto tiempo llevará la migración?

Fernando: Unos 2 meses aproximadamente.

Costales: ¿Tenéis problemas de controladores con las pizarras digitales?

Fernando: Sí, tenemos problemas, pero Hitachi nos da el código fuente y es mucho más sencillo. Hay un grupo de otro colegio en Barcelona con Francisco Javier Teruelo al frente que nos están ayudando mucho con este tema y con la idea final de crear un paquete de instalación para automatizarlo todo.

Costales: Además del ahorro económico, ¿qué ganará el profesorado, alumnos y padres con Ubuntu? ¿Tiene alguna ventaja frente al uso de Windows 8?

Fernando: Lo que van a ganar es tranquilidad al 100%, sobre todo por quitar todo el malware de en medio, que en el colegio llega a ser una paranoia. La típica conversación en el colegio es:
    - Están todos los ordenadores llenos de virus.
    - No perdón, tú ordenador en casa ¿cuánto hace que no le actualizas el antivirus?
    - No sé. Yo compré el ordenador y venía el antivirus y nunca más lo volví a tocar.
    - ¿Y cuantos años tiene?
    - Seis.
    - Vale, pues de donde están saliendo los virus del colegio es de tu ordenador.
En el colegio tenemos el antivirus totalmente actualizado y aún así tuvimos el problema que te comentaba de contagio por USB.
¿Más ventajas? La velocidad de la red. Tras la reciente migración a fibra óptica y la configuración Gigabit de la red va a ser todo muchísimo más rápido aún con Linux. Porque sinceramente, no sé qué hace Windows, pero vuelve cualquier red entre un 10% o un 15% más lenta en comparación con una red funcionando con Linux. O igual es la NSA que nos está espiando.

Costales: Nos comentabas que los profesores estaban un poco reacios al cambio ¿Y los alumnos?

Fernando: A los alumnos les llama la atención. Los chicos son curiosos por naturaleza. Entre ellos hay una cultura muy pro-Linux. A lo largo de estos años he conseguido crear la idea de que Linux mola, que lo usa la gente que realmente tiene interés por aprender y conocer el funcionamiento real de las cosas y a los chavales eso les llama mucho la atención. No son para nada reacios al cambio. Buscan la novedad y el cambio.

Costales: Parece que la iniciativa ciudadana le lleva años luz a la administración, sobre todo leyendo noticias como que la Administración migrará a Windows 8 sin concurso. ¿Qué les dirías a todos aquellos que dicen que una migración a Ubuntu es complicada, igual de cara que a Windows, no viable o mil cuentos más?

Fernando: Cuentos, tú lo has dicho. La frase exacta son “cuentos vendidos por la propaganda de las grandes multinacionales”. Esas circunstancias que acabas de comentar es lo que te vende Microsoft, que ha hecho una publicidad subliminal impresionante para hacerte ver que lo que es bueno es Windows. Windows me dio mil problemas durante años en los ordenadores del colegio con su falta de soporte para tarjetas ATI antiguas. Con Linux tienes mucha más compatibilidad con el hardware antiguo. Es todo mucho más sencillo.
Respecto al coste, que nos lo digan a nosotros. Hemos pasado de 12.000€ a 0€. Vale que estamos nosotros para migrarlo y si no estuviéramos se tendría que contratar a una empresa para instalarlo, pero no te va a cobrar 12.000€ ni de lejos por la instalación.

Costales: Si hubiera que contratar a una empresa también se fomentaría el empleo local.

Fernando: Claro. Muchísimo mejor. Tendrías a gente de tu entorno trabajando y no cobrando subsidios por falta de puestos de trabajo.

Costales: ¿Sirvió este fin de soporte para plantearse mucho más las próximas tecnologías que se usarán con el objeto de que sean más abiertas y menos dependientes de una empresa concreta?

Fernando: Seguro. Todo esto ha dado pie a pensar en otras alternativas tecnológicas.  Un artículo en el Diario de León sobre esta migración ha llamado muchísimo la atención en nuestro entorno. Ver que existen otras alternativas. Muy superiores y con una filosofía abierta de compartir entre iguales. Linux ha comenzado a asociarse a avance, a vanguardia... por el trabajo de toda la comunidad. Android también ha hecho mucho bien a Linux. Aunque no sea una alternativa 100% libre, a la gente ya le va sonando eso de Linux. ¡Su teléfono funciona muy bien y eso es bueno!

Costales: Cuando era pequeño había un ordenador por hogar y eso con suerte. Sentía auténtica pasión por películas como Juegos de Guerra, Internet no existía y leía con fervor las pocas revistas que narraban cómo auténticos hackers se sorteaban el tiempo para programar los mainframes en sus universidades…
Ahora tenemos un par de ordenadores por persona, muchísima documentación, un acceso mucho más fácil a la tecnología... los auténticos nativos digitales son los actuales alumnos... ¿Tienen ese interés que teníamos antaño en la informática? ¿Les creas pasión por Ubuntu? ¿Lo usan en sus casas?

Fernando: Sí. Es verdad que ahora un volumen mucho más grande de gente usa la informática y es mucho más accesible, pero el nivel de uso es más superficial. Nosotros de pequeños llegabamos mucho más adentro, recuerdo que yo tenía un manual de MS-DOS de 300 páginas con los comandos y me los estudiaba porque me encantaba aquello. Eso ahora es impensable. La mayoría de los chicos se dedican sobre todo a las redes sociales, no es el interés por la informática en sí que teníamos nosotros. Es un interés enfocado a aplicaciones. Yo con el 8086 es verdad que jugaba al Monkey Island, pero si tenías un problema con el sonido tenías que buscarte la vida para encontrar qué pasaba. Ahora, si algo no les funciona, cambian.

Costales: Digamos que los que estaban antes, estaban porque querían y los que están ahora por obligación...

Fernando: Ahora es porque lo tienen y como lo tienen, lo usan. Se ha perdido un poco la esencia de “pioneros” que vivimos nosotros.

Costales: Aunque comprobé in situ con el Linux&Tapas de León que vinieron muchos de tus alumnos y que tienen auténtica pasión por el software libre...

Fernando: Sí, es verdad que tanto a ellos como a tantos otros siempre les intenté mostrar las bondades de usar sistemas abiertos. Ver que el camino es compartir con los demás, ayudarnos entre nosotros. El sentimiento Ubuntu dentro un sistema educativo es fundamental. Al final del curso, siempre lo instalan unos 10 alumnos por su cuenta; eso que yo me entere.

Costales: Muchísimas gracias Fernando por compartir esta experiencia con nosotros y toda la suerte del mundo con la migración.

Entrevista bajo licencia Creative Commons CC BY-SA.

Jonathan Riddell: Stirling Chat

Mon, 2014-04-07 12:28
KDE Project:

Lydia brought a load of friends over from Germany to visit the sights of Stirling. Paul threw a party for her friends. I canoed up the Firth of Forth to visit and drank lashings of ginger beer.

Pages